Jos Velasco, Desarrollador web WordPress

Tercer Pedazo de la Tercera Rosca de la Semana

Recuerdo mi tercer pedazo de la tercera rosca de la semana. Fue después del tercer evento con rosca. (Hace unos minutos)

Me quedé con un hueco y estaba súper embutible porque era de superama. Ese día ya habían salido 4 Jesucitos y era imposible que saliera otro.

Pero sucedió un milagro. Le di una mordida a mi tercer pedazo de la tercera rosca de la semana, cuando sentí algo duro. ¡Ya valió monito!

Ya la neta ni me importaba, porque a todos les había salido el Yisus. Yo lo que no quería era desempotrarme una muela.

Y que lo veo de reojo. Y que era moreno.

¿Un Jesucito moreno? ¡Acorde a la realidad aramea!

Pero no.

Era un pedazo de higo duro.

Comparte en redes