Categorías
Blog

Cómo cotizar un sitio web desarrollado con WordPress

En el Meetup de WordPress Guadalajara, Frank Calderón nos presentó este tema que siempre ha sido complejo. Aquí van mis apuntes y opinión.

En el Meetup de WordPress Guadalajara, Frank Calderón nos presentó este tema que siempre ha sido complejo. Aquí van mis apuntes y opinión.

Cobrar por hora o por proyecto

Para empezar, puedes basarte en lo que se suele cobrar en tu país o en el país al que le vas a trabajar. En lo personal el modelo que más me gusta es por hora aunque suele ser difícil, sobre todo si son nuevos clientes, convencerlos de este modelo.

Lo que me gusta de cobrar por hora es que puedo darme el lujo de trabajar conforme van avanzando los proyectos sin estresarme tanto con una fecha de entrega. Eso sí, es todo un arte acomodar los huecos en la agenda y siempre va a ser más óptimo trabajar un proyecto a la vez. Pero esto último es poco realista.

Hay clientes que saben lo que quieren y otros que simplemente están experimentando con tu tiempo.

Lo que es seguro es que muchos de los clientes quieren un precio final a manera de producto y no servicio. ¿Cuánto cuesta una página web como esta? Buscan la certeza de amarrarte a un presupuesto.

Frank nos comparte una clasificación rápida de tipos de proyecto: Landing page, Tienda en línea y Página con varias secciones.

Cuánto cuestan depende de qué tan genérico vas a entregar el trabajo o qué tan personalizado. Si haces equipo con personas que ya saben cómo diseñar en web o para una plataforma en particular puedes calcular más fácil, tener más certeza.

Independientemente del modelo de cobro, la recomendación de Frank es cobrar un extra pues hay horas no facturables, como las juntas o la investigación.

Yo pienso que esas horas así como otros gastos como la depreciación de tu equipo o capacitación se pueden incluir directamente en tu costo por hora.

Registrar todo lo que incluye tu propuesta y lo que no, ayuda a que cada vez te sea más fácil cotizar un determinado tipo de proyecto, pero muchas veces hay detalles que se salen de las manos, por eso es importante tener un registro en texto.

Estandariza tus procesos

Si utilizas los mismos plugins y maquetadores siempre, te haces especialista, entregas más rápido y mejor. Además estás más consciente de los costos de las licencias que un tipo de proyecto utiliza.

En la medida de lo posible utiliza tecnologías que ya estén integradas con WordPress para evitar el uso de plugins que compliquen y ralenticen el sistema.

Aunque puede ser muy pronto, recomiendo Gutenberg como constructor visual. Puede que en un principio tengas que aprender CSS pero no hay nada que perder con este tipo de tecnología que es el futuro.

Frank menciona que Contact Form 7 y Flamingo son un par de plugins gratuitos que cumplen con sus respectivas funciones. Aunque no sean tan amigables con el usuario final son muy estables y una comunidad inmensa los respalda.

Aquí habría que considerar hacer donaciones al software libre, no necesariamente económicas. Existen formas de contribuir como ayudar con las traducciones de idioma, reportar errores, hacer sugerencias de mejora, dejar una reseña o dar soporte en los foros de ayuda.

Incluye los costos extra

Los impuestos y la comisión de la herramienta que utilices para recibir tus pagos, sobre todo del extranjero, pueden hacer que no te salgan bien las cuentas.

Deja en claro qué cosas estás cobrando para poder negociar gastos imprevistos y no tener que absorberlos.

No soy muy partidiario de hacer descuentos. Chris Lema menciona que para convencer a un posible cliente de que te elija, una buena estrategia es pedirle la lista de lo que incluye la competencia. Al ser profesional tú sabes cobrar e incluir no solo lo que el cliente te pide sino lo que sabes que va a necesitar su proyecto. Seguramente harás más trabajo que la competencia y serás elegido. Si no, no vale la pena el cliente.

Especialízate

¿Qué te hace diferente a los demás? Mientras más competencia hay podemos volvernos más reemplazables.

Frank señala que competir por precio es muy complejo, a menos de que estemos hablando de un mercado con una economía más desarrollada que la de nuestro país.

En el chat posterior el Meetup coincidimos en que preferimos tener pocos clientes pero de calidad a trabajar por volumen. Sin embargo, se pueden delegar a un equipo de trabajo los proyectos más sencillos y repetitivos para concentrarnos en los que construyen un buen portafolio.

Mantenimiento y hosting

Son para una etapa posterior al desarrollo pero si se toman en cuenta desde el principio pueden generarte un ingreso continuo. El hosting es muy importante pues si no lo conoces la curva de aprendizaje del mismo puede alargar tus horas de trabajo de formas ineficientes.

No hay nadie mejor para darle mantenimiento a un sitio que la persona que lo desarrolló. Sigo pensando que lo mejor es cobrar por hora para atender al proyecto según sus necesidades específicas, recordando que un sitio web es algo vivo, pero definitivamente este tipo de actividades se venden más fácil por paquete.

Optimizaciones, respaldos y auditorías, son algunas de las actividades que puedes ofrecer postventa a tus clientes, consiguiendo en algunos casos un ingreso fijo.

¿Cuánto cobrar?

Depende de la complejidad del proyecto, de tu mercado, de tu trayectoria, del tiempo de entrega, de los costos generados.

La pregunta debería de ser cuándo cobrar. Cobra lo antes posible y siempre con anticipo. Por ahí escuché que un buen anticipo debería de ser suficiente para poder terminar el proyecto y quedar satisfecho aunque no llegaras a recibir el pago final.

Jos Velasco.

Aquí la presentación completa de la Meetup de WordPress Guadalajara

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *